jueves, 27 de diciembre de 2007

Tecleando la Crónica


NAVIDAD Y AÑO NUEVO EN TRUPAN


Pascua Feliz Para Todos


Es difícil determinar cuando los trupanenses se empezaron a hacer regalos en un día tan especial para el mundo católico. Hacia 1920 la navidad no se celebraba como hoy la conocemos y fue a fines del siglo pasado (década de los noventa) donde se mantuvo en Trupán la tradición navideña de representar un pesebre, con mula y buey, pastores y reyes magos, bajo una improvisada estrella de Belén.

Al pesebre que se levantaba en la Iglesia con motivo de la navidad, se le acercaban trupaninos de todas las edades a dejar su ofrenda. Se cantaban villancicos religiosos y tonadas acompañadas con guitarra. También se adornaba un pino en la plaza y se mantenía así hasta la fiesta de año nuevo.

Hoy la navidad se celebra en Trupán de la misma forma que en otros pueblos y aldeas de nuestro país. Sus campestres características, y su particular idiosincrasia, no exigen a sus habitantes ser parte del torrentoso consumismo. Si la navidad llega en un a
ño malo, simplemente no se hacen regalos, solo un abrazo fraterno que es bien recibido.


La cultura navideña cambia con los kilómetros. A medida que se va alejando de la capital, el sentido navideño se vuelve más humano, primando lo realmente importante que es conmemorar el nacimiento de cristo en un sentimiento puramente católico.

En la actualidad la festividad también se celebra con regalos para los más pequeños, los que se depositan a los pies del pino que adorna la sala. Este pino generalmente es natural y su elección fue una ardua tarea de los más jóvenes de la casa, que hacha en mano arrasaron el bosque más cercano en busca del pino ideal. Este árbol de pascua es muy particular pues es adornado con algodón simil nieve, globos y dulces amarrados con hilo de lana.

Entrega de regalos en la Escuela Alejandro Pérez (1991).


Aquí nadie anda apresurado por comprar los regalos, a diferencia de lo que sucede en la capital o en las grandes ciudades. No existe consumismo, denotándose, además, que muchos de los regalos que se obsequian esa noche son objetos elaborados con las propias manos, ya sean juguetes o ropa.

Para la familia de los trabajadores de la Forestal de Trupán la navidad se vive de manera especial. Esa tarde se realizan onces con las familias de los funcionarios, siendo ésta una de las actividades navideñas más destacadas y esperadas en el núcleo familiar. Quienes trabajan para Don Raúl Pérez también conmemoran esta fecha con una fiesta en el Estadio Monteverde con regalos para los hijos de los funcionarios, en un show con música y baile. Reciben además una caja con provisiones, mientras que, auspiciados por la municipalidad, las juntas de vecinos de Trupán reparten regalos a los niños.

Año Nuevo

Tal como ocurría con la navidad, hacia mediados del siglo veinte la ocasión del uno de enero no tenía mayor trascendencia y significaba solo el comienzo de un nuevo año.

En el último tiempo el año nuevo es una festividad muy esperada por los habitantes de Trupán, tan anhelada como la navidad. Ese día comienza muy temprano, con dueñas de casa asomándose por la ventana a esperar el camión de las verduras. Se abastecen de todo tipo de ellas y preparan algo rápido para almorzar. El paladar deberá esperar hasta la noche.

Esa noche toda la gente se pone sus mejores pilchas. El año nuevo es una buena razón para verse presentado, y en torno a él circulan un sinnúmero de mitos urbanos, vinculados tanto a la superstición como a la tradición. Las solteras y solteros vestirán una prenda interior de color amarilla porque eso atrae al sexo opuesto e indica que en el año que se avecina se encontrará el alma gemela. En los bolsillos de la ropa se guardan monedas y billetes para que el año nuevo venga abundante o “cargado al oro”. En algunas familias se cocinan lentejas, y cada uno deberá comerse una cucharada a las doce de la noche, para que la suerte y la fortuna impere en el hogar.

En año nuevo la fiesta es de amanecida, los carabineros tocan la sirena. La familia comparte una comida esperando las 12:00 hrs. Se come asado de cordero con tomate, papas cocidas y tinto en garrafas. Saludas a los vecinos y en casa te atienden con algo. No falta el ponchecito, la cervecita y si el corazón es grande hasta te sientan a la mesa y te sirve el ñango con papas.


La ceremonia de los abrazos es muy especial. Pocos minutos antes de la medianoche, los hermanos, padres y tíos acuerdan con quién se abrazarán, pero luego de hacer las parejas surge el problema que ninguno de los relojes de la casa marca la misma hora. En uno faltan diez minutos, en otro solo restan dos y el del dormitorio ya marcó hace rato las doce. Para los que tienen la televisión encendida comprueban que cada canal tiene una hora distinta. Entonces se designa un reloj, o un canal de televisión, como el oficial. La madres aprovechan los últimos minutos el año para agradecer el año que pasó, deseando que el que viene sea venidero, sin penurias y pleno de éxitos. Luego viene el clásico conteo: diez... nueve... ocho... . La familia reunida observa como el año esta terminando: siete... seis... cinco... . El momento avanza inexorablemente para detenerse en la medianoche: cuatro... tres... dos... uno... . La familia se abraza, se intercambian buenos deseos, el perro ladra y la sirena de la fábrica pitea.


En la calle se observan alegres trupaninos que notoriamente empezaron muy temprano los festejos. Se oyen saludos, risas y bocinazos de vehículos. Ya en casa, alguna lágrima cae por algún familiar lejano o que ya se ha ido. Esa noche la gente sale de sus casas para saludar a los vecinos y familiares. Generalmente, la visita es recibida con ponche de duraznos, y con un poco de la cena preparada.


Después al teatro. Como olvidar al profesor Veloso con su “Tugar tugar salir a bailar”, ponía su caset por lado y lado y bailábamos la “pastorcita, linda pastorcita”. A diferencia de otras fiestas nocturnas, como la navidad, las fiestas patrias o la semana Trupanina, la mayoría de la gente del pueblo no acostumbra quedarse en pie hasta la madrugada. Solo los fieles seguidores del dios Baco pasaran la noche entera en festejos. El resto de los habitantes prontamente vuelven a sus casas a descansar, puesto que el día siguiente es un día de paseo y recreación. Así, se observa que el primer día de enero la gente va de paseo a algún balneario y comparte un asado al palo con sus familiares y amigos. A mediodía, no quedan lugares disponibles en la laguna o en la puntilla. Este es uno de los pocos días del año donde se reúne tal cantidad de trupanino en ese lugar.
______________
FELIZ AÑO 2008 A TODOS LOS TRUPANINOS
GRACIAS POR COMPARTIR TUS DESEOS EN ESTE BLOG
_______________

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Brindo dijo una fea
delante de una buenamoza
porque no me quieren a mi
teniendo la misma cosa

Nico dijo...

Hola soy Nico feliz navidad!

Anónimo dijo...

hola César

excelente crónica. Nunca he pasado el año nuevo en Trupán pero creo sin duda que se debe pasar de maravilla.

Los mejores deseos para el año que viene a todos los que visitan este blog

jeti

Anónimo dijo...

hola!
me rei bastante con el primer comentario, me recuerda a la obra que tuve que hacer...

con respecto al tema de la cronica, aunque yo no he pasado ninguna navidad o año nuevo en trupan (que lo recuerde por lo menos), me imagino que se debe pasar muy bien, de la misa forma de como pasamos los cumpleaños de la jeti.... debajo del parron

besos, mucho exito para ti y tu familia en el 2008
te quiero
bye!

Anónimo dijo...

Feliz nuevo año 2008.

Que sea un año lleno de éxitos y felicidad.

pachyta dijo...

Hola cesar muy lindo tu comentario yo la verdad he vivido solo dos años nuevos por esos lugares enrealidad no exactamente en Trupan si no que en la obra aunque es un poco mas tranquilo de igual manera uno sale a saludar y dar abrazos a las otras casas, s muy lindo por que la gente te recibe con mucho cariño en sus casas, y el otro dia es tipico ir a la laguna o a la puntilla, bueno espero que este año que viene sea muy lindo para ti y gracias por recordarnos tan lindas cosas de ese lugar tan hermoso llamado trupan caniños y feliz año 2008

Maria Paz Silva